La eterna Amy Winehouse, plenamente vigente en el quinto aniversario de su muerte | RETROSPECTIVA | El camino a la perdición del icono soul

Amy
La imagen clave del documental, Amy antes de que los excesos, el monstruo de la fama y las malas compañías lo cambiaran todo 

Cinco años atrás,  en la fiesta de inauguración de “La Comuna” se hizo, por unos segundos, el silencio. “Amy ha muerto”.  Todos sabíamos de quién se trataba y no hizo falta decir nada más. Todo el mundo lo esperaba, de un modo u otro. Su ritmo de vida, su “caótica” vida personal y su exposición a las drogas de todo tipo presagiaban que esa noticia no tardaría en llegar.

Y llegó.

Y hoy, cinco años después, Amy, tal y como le recordamos a Marcos, el redactor más errado que tenemos, sigue más vigente que nunca. Sin ir más lejos podemos destacar la notable acogida, con nominación al Oscar incluída en las nominaciones de este año, de su documental (*****). Amy fue una sobrecogedora producción que recogió, sin censura y sin tapujos, la vida y obra de Winehouse, desde sus inicios en los que vemos a una adolescente inocente pero enormemente talentosa, a su ascenso a la fama y su descenso a los infiernos de las drogas y la crueldad mediática sin límites.

Como todos sabemos, con sólo 27 años, Amy Winehouse apareció muerta en su apartamento en Candem. Y aunque los familiares y las pruebas de toxicología confirmaron que no había “drogas ilegales” en el cuerpo de Amy siempre quedó un poso de misterio en todo lo relacionado con su muerte.

“Todo lo que Amy hizo, lo hizo en exceso: se intoxicó en exceso y también se desintoxicó en exceso”, declaraba su padre, asociando así su muerte a un infarto provocado potencialmente por las sustancias prescritas para aliviar los efectos del síndrome de abstinencia del alcohol. Sin embargo, todo parece indicar, tras la investigación forense, que Amy murió por exceso etílico, ya que poseía unos niveles de alcohol en sangre “generalmente asociados con la muerte” (416 mg de alcohol por decilitro de sangre, cuando el límite para conducir en Reino Unido es de 80 mg), un nivel fatal que acabó con su vida.

Con tan sólo dos discos a sus espaldas: Frank (2003), y Black to Black (2006), consiguió su leyenda. Impresionantes ventas, gran reconocimiento crítico (ganó cinco Premios Grammy, entre ellos, Canción del año y Grabación del Año, que la convirtieron en la mujer con mayor cantidad de reconocimientos en una sola noche y  la primera artista británica con cinco galardones) y lo más peligroso, un asfixiante nivel de seguimiento a su vida y sus excesos, que eran noticia diaria en todo tipo de medios, que la aupaban, juzgaban y condenaban con pasmosa facilidad.

“I told you I was trouble, You know that I’m no good…”

Sus constantes coqueteos con alcohol y drogas, que quedaban ampliamente evidenciados en sus conciertos, hicieron que los comentarios sobre cuánto le quedaba se tornaran cada vez más frecuente. No obstante, este hecho no fue impedimento para que millones de personas de todo el mundo quedaran prendados por la grandeza de su voz y sus canciones, que alcanzaron su máximo esplendor en segundo disco (Back to Black *****), una incontestable obra maestra en su género y uno de los mejores y más vendidos discos del siglo XXI (el segundo álbum más vendido del Reino Unido tras Adele, y éxito sin precedentes en multitud de países.). Hasta en un país de pandereta una España pre-Pablo Alborán, Amy consiguió un notable éxito crítico y comercial.

El primer sencillo del mismo fue la archiconocida “Rehab”, toda una declaración de intenciones sobre lo que sería su carrera y su vida.

“They’re tryin to make me go to rehab 
I said no, no, no “

A “Rehab” le siguió “You Know I’m No Good”, que ya encendió la mecha imparable del éxito del disco, y “Back to Black”, “Tears Dry on Their Own” y “Love is a Losing Game”, en lo que podría ser una de las mejores concatenaciones de singles de la historia. Todas son dignas merecedoras de aparecer en el TOP 10 de No Entiendo Tu Pelo. Ordenarlas en un Top ha sido realmente complicado. Cualquier otro orden nos hubiera parecido razonable también. La eternidad de un talento inconmensurable y quebrado.

TOP 10 | AMY WINEHOUSE

10. “Help yourself

9. “In my bed

8. “Just Friends

7. “Me and Mr. Jones

6. “Take the Box

5. | “Rehab

4.  | “Love is a losing game

3. | “Tears dry on their own

2. | “You know I’m no good

1. | “Back to black

 

P.D.: Como en NETP somos muy de tirar de hemeroteca, uno de los redactores de NETP valoró en 2007 a “Back to Black” así:

“TODAS las canciones son las MISMAS. No distingo unas de otras, por eso pongo 0 a los que no puedo distinguir EN NADA del resto del álbum. Contra más nota, más distinguibles. La única que me gusta es REHAB, y a pesar de eso, tampoco es para tanto. Es muy aburrido, es como una Norah Jones heavy.” NOTA = 1,25

Como también somos muy democráticos, os preguntamos ¿Qué hacemos con él?

 

Anuncios

Categorías:MUSIC, RETROSPECTIVASEtiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , ,

8 Comments

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s