Reportaje | 5 sencillos pasos que puede seguir Lady Gaga para volver a tener un éxito

Lady Gaga irrumpió en el 2008 con una fuerza y un poderío en el coño metío que no se había visto desde los tiempos de Madonna. Por eso muchos la etiquetaron como “la nueva Madonna” (etiqueta que le ha perseguido siempre, como esa etiqueta del Zara de la parte de detrás del cuello de una camiseta que nunca has sabido que estaba ahí). La Verdadera Reina del Pop de Nuestra Generación.

“Me parto y me troncho.”

Después de los trallazos de “Just Dance!” , “Poker Face” y “Paparazzi” tuvo dos hits seguidos (así, un PIM-PAM sin concesiones) que han quedado ya para los anales de la historia de la música Pop: “Bad Romance” y “Telephone”. Después de este glorioso peak comercial y artístico (2010), con sendos videoclips acompañantes que fueron muy impactantes y comentados, llegó el declive. Primero, de poquito a poco: “Alejandro”, “Born This Way” y “The Edge of Glory” aún pudieron aguantar el batacazo, pero el 2013 fue un año funesto para Lady Gaga (un poquito menos que para Anne Hathaway), y la Era “ArtPop” ha supuesto un nuevo low-point para la artista. Sobre todo con la crisis del segundo single, una indecisión que la marcará para siempre, como a Meryl Streep en “La Decisión de Sophie”. Ahora nada de lo que saca triunfa. Ningún videoclip que estrena impacta. Muchas mañanas se levanta pensando que se ha intercambiado el cuerpo con Chayo Mohedano. Y ni que le vomiten encima consigue tirón mediático más allá de la mera anécdota del día. Ha sido engullida por otras artistas que le han robado el spotlight musical como Katy Perry o Miley Cyrus. Ahora mismo Lady Gaga se encuentra en un punto de inflexión clave de su carrera artística en el que puede llegar a convertirse en la próxima Cyndi Lauper (una artista que en los 80 cuando salió todos decían que iba a ser un mito y que Madonna a su lado duraría dos telediarios y ahora seguramente que muchos habéis dicho WHO? leyendo su nombre) o renacer de sus cenizas como Matthew McCounaghey con un nuevo hit que sorprenda a todos los que queremosquieren hundirla.

“Soy Lady Gaga, no, soy Anne Hathaway. Todos me odiaaan”

Pero para ello, lo más importante de todo, parafraseando una de las mejores canciones de la historia del Pop: “necesita un éxito”.

“I need a hit. Baby, give me it”

Y no es que no lo haya intentado. Lo ha intentado con todas sus fuerzas. Por favor, si hasta dejó que la vomitaran encima para obtener unos míseros titulares. Pero por más que pruebe, todos sus intentos son en vano. “ArtPop” está prácticamente muerto y enterrado.

“Bueno, al menos se puede decir que tengo un arte: el de la videncia. Esto ya lo dije yo el Verano pasado.”

Así que desde NETP nos preguntamos: ¿qué puede hacer Lady Gaga para volver a tener un éxito?. Como ya imaginaréis, no nos preguntamos por la situación en Venezuela o la crisis de Crimea.

Y desde aquí, si nos lees Lady Gaga (estamos convencidos de que te escondes detrás de uno de los ardidos pseudónimos que nos insultan en los comentarios del reportaje de la guía completa de exs de Taylor Swift), te damos 5 sencillos pasos (muy a lo reportaje de Cosmopolitan: referencias editoriales) para volver a tener un Top 10 en tu historial que quede bonito en tu WikiPedia. Esperamos que algunos de estos consejos te sirvan y volvamos a ver tu nombre por encima de el de Lorde, Katy Perry o Taylor Swift en las listas de éxito. Aunque si consigues estar por encima de Kat DeLuna ya nos daremos por satisfechos.

Madonna inventó el vómito.

Estos son LOS 5 SENCILLOS PASOS QUE PUEDE SEGUIR LADY GAGA PARA VOLVER A TENER UN ÉXITO:

  1. Conseguir ser un fenómeno viral en YouTube:
    Una de las opciones que le presentamos a Lady Gaga para poder tener otro éxito es la de conseguir que “G.U.Y.” sea un fenómeno viral. En los últimos tiempos, desde que Billboard cambió las reglas de juego de sus listas y permitió que el “streaming”, o sea, las reproducciones de vídeos en YouTube, tuviesen un peso muy importante a la hora de calibrar las listas, han habido multitud de canciones pertenecientes a esta nueva oleada de “música-viral” que estamos sufriendo: desde el “Gangnam Style” o “baile del caballo” de PSY (#2, 2012), el “What the Fox say” de Ylvis (#6, 2013), el “Harlem Shake” (#1, 2013) o los más recientes “#SELFIE” de The Chainsmokers (#18 y subiendo) o el hit-sorpresa de una tal Soko con su canción “We Might Be Dead By Tomorrow” que ha conseguido debutar esta pasada semana en el #9 (96% de los puntos que ha obtenido para chartear han sido de “streaming”) gracias a que millones y millones de personas se han tragado ese falso vídeo viral del “First Kiss”, en el que se mostraba a supuestamente extraños besándose por primera vez (y en realidad eran modelos y actores con muchas horas de cámara y una naturalidad fingida, como Jennifer Lawrence). Pues la canción que sonaba de fondo, es la que ha debutado en el #9
    . Sí, lo sabemos, ¿sonaba una canción de fondo?. Nadie se había fijado. Pero gracias a eso la cantante ambiental francesa Soko (que por el nombre parece china) ha conseguido tener más éxito con esta canción que nadie conoce que Lady Gaga con cualquier canción que ha sacado en los últimos meses desde “Applause”.

    “Me ha llegado la revista Billboard de esta semana. A ver donde estoy. A ver… A ver… sigo buscando…”

    En estos tiempos nadie quiere ver un vídeo de 11 minutos (¡incluyendo 4 minutos de créditos interminables!). Los vídeos tienen que durar 30 segundos como máximo. Así que lo que tiene que hacer Lady Gaga es conseguir que “G.U.Y.” (o cualquier canción de “ArtPop”) suene de fondo en un vídeo viral de estos que todo el mundo comparte en su muro de Facebook y en unas horas tiene 100 millones de reproducciones (y no 2 millones en 12 horas como el vídeo de “G.U.Y.”). “First Fisting”. O “First Vomitada”.

    First Kiss: the real truth.

    O inventarse un baile absurdo, eso siempre hace que un vídeo se convierta en viral. No como sus coreografías, que son absurdas, pero van de serias y pulidas, si no un baile realmente absurdo, como el Baile de la Mantequilla. Eso es, ponerle de fondo “G.U.Y.” al vídeo del Baile de la Mantequilla. O mejor, que saliese ella bailando pisando mantequilla (pero no venderlo como arte, por Dios). O grabarse un vídeo recién salida del dentista con los efectos de la anestesia y que de fondo suene “Dope”. O entrar en una pocilga con cerdos, tirarse de cabeza al charco de mierda y rebozarse en él mientras canta “Swine”. O que se disfrazase de monja y se presente a “La Voz” cantando “Mary Jane Holland”. O un vídeo de un adorable gatito abriendo él solo el pestillo de una puerta mientras en el reproductor del -suena “Gypsy”. O que el Pollito Pío cantase “Aura” mientras Wendy Sulca toca la zampoña y Lady Gaga hace el Baile de la Anguila. O colar como la 8ª hermana Bellido-Durán y hacer un mash-up con las Flos Mariae de Amen/Fashion!”.

    Montserrat Bellido Durán se inspiró en Lady Gaga para componer esta canción.

    O salir en un anuncio de TV, como “Skinny Love” de Birdy promocionando “Galerías Velvet” en Antena 3. Pues que suene “Donatella” en una promo de “The Walking Dead”. Y de paso que salga la Donatella de verdad en la promo para darle más credibilidad.

    Podría ser también Marta Sánchez.
  2. Ser Beyoncé:

    Hace poco Edurne salió en “Tu Cara Me Suena” con su black-face (en USA ya le habrían mandado a Guantánamo) y todo imitando a Beyoncé y cantando “Crazy In Love” con bastante solvencia. Recibió de Mónica Naranjo todos los halagos que nunca pudo conseguir Ruth Lorenzo. Esta actuación fue muy elogiada y comentada y el vídeo tiene más de 2 millones de visitas. Edurne nunca se verá en una igual. Estamos hablando de una cantante cuyo mayor éxito fue una canción para la BSO de “Yo Soy Bea” (que es el himno de cierto redactor de NETP) y haber hecho creer a la audiencia que habría tenido una historia verídica de amor con Fran Dieli dentro de la Academia de “Operación Triunfo 2005” cuando todo el mundo sabe que Fran Dieli se habría ido antes a la cama con Guillermo Martín.
    La conclusión es que para triunfar de verdad y ser la mayor artista viva de este planeta tienes que ser Beyoncé.

    “Primer intento… parezco Inma la Titanlux de Gran Hermano”

    Así que lo único que necesita Lady Gaga es conseguir bastantes kilos de betún (lo podrás conseguir en zapaterías, en el room de maquillaje de “Tu Cara me Suena”, en el carruaje de la basura blanca que hace de Baltasar en cualquier cabalgata de pueblo de los Reyes Magos o en el bolso de Mariah Carey pues siempre ha querido ir de negra), una peluca de largos rizos castaños (habla con el peluquero de Nicki Minaj) y un traje color nude brillante bordado con 30.000 cristales de Swaroski (róbaselo a Soraya, aún tendrá en el armario el que se puso para Eurovisión, si no lo ha tenido que vender en una casa de empeños para poder costearseotro coche a costa de sus fans el videoclip de “Plastic” y el alquiler de su casa). También tendrás que ponerte prótesis de silicona en el culo, como Kim Kardashian, pues con ese culo huesudo que tiene Lady Gaga no va a ninguna parte como Beyoncé.

    “LOCA DEL COÑO ENAMORADA”

    Y ya simplemente tiene que tener una actitud vital y enérgica encima del escenario como una auténtica pantera, hacer unos cuantos movimientos de pelazo, unos runs vocales imposibles mientras baila y hacer duetos con Jay Z. Si no puedes permitirte a Jay Z, serviría robar un gorila del zoológico más cercano en plan Sigourney Weaver free the gorillas y ponerle a hacer playbacks de raps.Y para acabar solo tienes que cantar con pulcritud vocal y carisma escénico éxitos atemporales como “Crazy In Love” o “Single Ladies” y sensuales números de R&B como “Partition” o “Drunk In Love”, tratar a todo el mundo como lo que es, una corista en tu vida como first singer, y listos. Porque la parte del plagio ya la tienes muy interiorizada, no te costaría nada interpretar en un concierto “Imagine” y declarar que la has escrito tú después de un momento de inspiración divina.

    “Clap your hands if you feel like happiness is the truth… vale, ya está, ya he compuesto otra canción”

    Ah, también tendrías que estrenar tu álbum por sorpresa y sin anuncio previo. No vale eso de anunciar un año antes en la gala de los Grammys que vas a sacar un disco el año que viene, con el título y todo y que será el mejor álbum desde “Thriller”, o que vas a estrenar un videoclip que se va a cagar la (Katy)Perra, crear un buzz estratosférico que ni con los dos días de cliff-hanger periodístico de la muerte de Adolfo Suárez, para luego decenios después estrenar el disco o el videoclip y que resulte ser un mojón. Al menos si lo sacas sin avisar un día cualquiera, pillas al público en bragas y no tienen tiempo de dilucidar por ellos mismos si se trata de un disco bueno o malo, y como todos los críticos, que tampoco han tenido tiempo a mentalizarse ni a oír el álbum entero de 40 canciones con sus 40 videoclips correspondientes y no saben si es bueno o malo pero para no arriesgarse y cagarla después si resulta que es una obra maestra deciden que van a ponerse todos de acuerdo en declarar que el disco sorpresa que les ha cogido desprevenidos que no han tenido tiempo a escuchar es, en efecto, una obra maestra inconmensurable, pues todos los hipsters se unirán en rebaño para tomar cupcakes en bares de moda con barriles como mesas y comentar lo maravilloso que es el nuevo disco de moda.

    “¡Uooo, soy lo puto más!. Lo sé, lo sé, merezco todos vuestros aplausos, seres inferiores.”

    Seguro que así consigues vender muchos millones de álbumes a la vez que consigues que tus canciones sean Top 10 en Billboard y tener tanta credibilidad que todo el mundo se piensa que tu útero es un vergel.

  3. Morirse antes del 28 de Marzo:

    Lady Gaga tiene 27 años. Aunque siempre ha aparentado tener 47. Como Adele. O María Teresa Campos. Siempre han tenido cara de viejas. El 28 de Marzo Lady Gaga cumplirá 28 años. Dentro del mundo de la música Pop, cada vez que te acercas a los fatídicos 40 años te vas haciendo más inexistente para el público y las radios. Lo han vivido en sus carnes antiguas Reinas del Pop como Madonna o Mariah Carey, que con 43 años lleva 5 buzz-singles fracasados seguidos. Lejos quedan los tiempos en los que cabía por el marco de una puerta y cosechaba #1’s como churros.

    “¡Qué ataque más gratuito!. Eso no es verdad…yo tengo 27 aún.”

    Así que por qué no morirse ahora, cuando aún tienes unos 200.000 óvulos fértiles, la piel del cuello no te cuelga, aún puedes disfrutar de descuentos para jovenes en los cines y el uso de pelucas es decorativo y no obligatorio.

    “A ver, cual me pongo para ir a Qué Tiempo Tan Feliz. ¡Ésta!.”

    Además, Lady Gaga se uniría al selecto Club de los 27.

    Muchos músicos populares que hoy en día son recordados en todas las listas de los mejores artistas de la historia de Rolling Stone, los hipsters nostálgicos y los marisabidillos de la música y que tienen más dinero muertos que todos nosotros en vida gracias a su enorme éxito duradero post-mortem: Jimi Hendrix es considerado el mejor guitarrista de la historia, Janis Joplin la mejor cantante femenina de rock, Jim Morrison de The Doors decora con su rostro millones de posters en habitaciones de adolescentes rebeldes y armariados de todo el mundo, Kurt Cobain hizo que Nirvana se convirtiese en el grupo musical más sobrevalorado de la historia y ahora todo el mundo considera a Amy Winehouse como una de las mejores voces de la historia a pesar de que en sus últimos conciertos se tambalease más que Jennifer Lawrence en una alfombra roja.

    Lady Gaga se uniría a este selecto y elitista club de artistas que murieron a los 27 años por causas trágicas (sobredosis, suicidios, ingestas de tortillas de patatas tóxicas del Mercadona) e imaginad las reseñas de “Artpop” si eso sucediera: “Este disco es la quintaesencia del Pop”, “Lady Gaga nos dejó después de concebir esta maravillosa obra de arte contemporánea”, “Applause es un canto a la vida”. El video de “G.U.Y.” sería su obra póstuma (eso haría que se cumpliese el punto #1 y se convirtiese en un fenómeno viral, en plan el programa “Epílogo” de Canal +), subiría al Top 10, sus álbumes volverían a los puestos más altos y el luto sería la nueva moda entre los millones de manfloritas que llorarían su muerte.

    You tried.

    Pero, claro, para eso tiene que hacer algo antes en cuatro días (a día de hoy, Domingo 23 de Marzo). Podría morir plagiando, como hubo vivido, y robarle el escenario de la muerte a Jimi Hendrix, que se ahogó en su propio vómito. Eso supondría darle un sentido de la continuidad a su última actuación en directo con “Swine”. El vómito se convertiría en una representación icónica de la célebre artista. Todo el mundo cuando fuese a visitar su tumba vomitaría encima del féretro. Más o menos como lo que hace mucha gente cuando va al Valle de los Caídos.

    En el caso de no poder conseguirlo en un espacio tan breve de tiempo, que en estos momentos ya haya quedado lejos el 29 de Marzo del 2014, siempre podría decir que cumple 27 cada año. Eso lo hacen muchas estrellas en el ocaso que tienen más edad que Cher. Por ejemplo, Ana Obregón lleva cumpliendo 59 años desde hace ya varios años. Todo para no cambiar de dígito al número 6. Como María José Cantudo que dice que nació en 1951, después de todas las Guerras Mundiales, cuando seguramente haya vivido las Guerras Médicas. Todo el mundo sabe que ellas y Madonna y Marujita Diaz fueron de las primeras sufragistas. Pues Lady Gaga podría decir que cumple 27 años cada 28 de Marzo, hasta que llegue el año que inevitablemente la palme, entonces subirse al carro del Club de los 27. Aunque tenga que bailar en silla de ruedas y se orine encima en las actuaciones y no por provocación.

  4. Construir una máquina del tiempo:
    Entre muchas de las cosas que se cree Lady Gaga, está la de inventora. Como ella es muy italiana, sus principales influencias y homenajes han sido a personajes italianos, como Madonna Louis Ciccone, Donatella Versace o el nacimiento de Venus de Botticelli. Así que querer aspirar a ser como Leonardo DaVinci entraba dentro de las tan realistas metas de la Germanotta. DaVinci, como nos ha enseñado la historiala serie “Los Demonios de Da Vinci” de Starz además de enseñar frecuentemente el pene y practicar mucho el sexopintar, también era artista, arquitecto, botánico, científico, escritor, escultor, filósofo, ingeniero, músico y poeta. Vamos, como Lady Gaga. Y también ha sido conocido por su faceta de inventor: fue el inventor del “tornillo aéreo” (el antecesor del helicóptero), el paracaídas, el telar mecánico o la máquina para pulir espejos. Todo ello antes de que lo inventase Lady Gaga, aunque todos los Little Monsters están convencidos de que Lady Gaga inventó la escafandra o la bicicleta. Lady Gaga, a través de su taller de ingenieros (cuatro mataos) llamados Haus of Gaga, siguiendo con la obsesión de DaVinci con los aparatos voladores, inventaron lo que ella denominó el “Volantis”, pretendía ser un traje volador que iba a dejar impactados a todos en su fiesta de presentación, y luego resultó que se levantó del suelo a menos distancia de la que Rosa Benito saltó desde el helicóptero en “Supervivientes”.

    Por ello, Lady GaVinci puede ya poseer las herramientas necesarias para poder tener éxito de nuevo. Simplemente se tiene que poner a trabajar con Haus of Gaga para construir una sencilla máquina del tiempo.

    “¡Ehh, qué esto no tira, cojones!.¿Le habéis puesto gasolina?.”

    O si lo prefiere, un vestido cuqui con mucho brilli-brilli que además pueda viajar en el tiempo.

    Para ello, solo necesitaría:

    1) Un agujero de gusano (seguramente en la vagina de Miley Cyrus podrá encontrar uno) que una dos lugares en el espacio-tiempo.
    2) Plagiarle a la Organización Europea para la Investigación Nuclear o CERN su Gran Colisionador de Hadrones (o LHC) para así poder acelerar dos haces de protones en sentidos opuestos para viajar a la velocidad de la luz. Si dicen algo, no les has plagiado, simplemente vino Stephen Hawking en sueños y te lo contó, como la letra de “Born This Way”.
    3) Y mucho plutonio. Litros y litros. Simplemente con cantar en la fiesta de cumpleaños de algún dictador de los Emiratos Árabes como hacen frecuentemente otras divas (¿se estarán fabricando también sus propias máquinas del tiempo?) como Mariah Carey o Christina Aguilera y que te paguen con plutonio enriquecido en vez de con dólares. Y si no pregúntale a tu amiga Millie Brown, el color de ese vómito que te tiró por encima era muy sospechoso, parecía tóxico, uranio como mínimo. Seguro que ella trafica con todo, tiene toda la pinta.

    “Toma uranio y potasio. Tó pa ti”

    Así pues, a grosso modo, ( y ya tuneándote el vestido a tu manera, como poniéndote el condensador de flujo en las tetas o un sombrero-reloj/calendario en la cabeza para poder marcar el tiempo exacto donde quieres viajar), simplemente deberías generar una cantidad de energía significativa (un concierto en la discoteca Arena cantando “Alejandro” con mil manfloritas enardecidos, por ejemplo) para que este extremo del túnel que es nuestro tiempo actual, el año 2014 (o 2011 para Mariano Rajoy, aunque él siempre ha tenido un retraso severo, se ha podido confirmar que es de 3 años), se acelerara a una velocidad cercana a la luz y dilatar el tiempo de tal manera que a través de su vestido, llamémosle “Temporus” (sería el típico nombre pretencioso que le pondría Lady Gaga a una cosa así) pudiese viajar hasta el otro extremo temporal estacionario del túnel, que en este caso estaría preparado todo para que fuera el año 2009.

    Así, la Lady Gaga del 2014 – la que sacó “Applause” como primer single de un disco, después grabó un videoclip para “Venus” que nunca salió a la luz, cambió este single por “Do What U Want” y grabó un videoclip que meses después sigue sin estrenarse, después pensó en sacar “Gypsy” y tras 3 meses de rodaje y post-producción ha estrenado un videoclip de 11 minutos de “G.U.Y.” que ya no interesa a nadie, la vomitaron encima varias veces (una modelo-artista llamada Millie Brown de forma literal y una cantautora llamada Katy Perry con sus éxitos de forma metafórica), sufrió una depresión de caballo y ahora mismo pinta tanto o menos en el panorama Pop internacional que La Pelopony – se encontraría en el año 2009, cuando revolucionó el mundo con un videoclip icónico de una canción en su época innovadora y llena de capas drogadas como es “Bad Romance”.

    De Poker Face a Pota Face.

    Es entonces cuando podría sacar un videoclip como el de “G.U.Y.” y romper todos los moldes, sorprendiendo al sistema y a todo el mundo con su originalidad y transgresión. Aún no había sacado “Marry the Night” ni ninguno de los ochenta mediometrajes de 200 minutos de duración e hilos argumentales inexplicables que se repetirían una y otra vez dejando así de sorprender ni a Taylor Swift, que se sorprende cada vez que la dan un premio.

  5. O simplemente, lo que parece más sencillo todo: 

    ¿Por qué no…. Sacar buena música?.

    “¡Ahí va, pues no se me había ocurrido eso!.”

    ¿Se ha planteado Lady Gaga esa remota posibilidad?. Porque no se deja de querer que todo se trate de arte y simplemente hacer música de calidad, con vídeos sencillos pero efectivos y una humilde promoción. .

    ¿Acaso es la idea más descabellada de todas?.

    Lady Gaga, no seas vaga, y bájate las bragas y vuelve a ser la de antes.

Anuncios

8 respuestas a “Reportaje | 5 sencillos pasos que puede seguir Lady Gaga para volver a tener un éxito

  1. Sencillamente repulsivo su artículo, vacíe su organismo lleno de ODIO, se lo recomiendo, será mejor para todos. Hace falta ser mala persona para gastar tanto tiempo en crear esta serie de artículos, humillando, riéndose e incluso pidiendo a Lady Gaga que se muera… Le aseguro que ninguno de los Little Monsters le desearemos jamás a usted que se muera, ni a usted ni a nadie, porque eso es sencillamente repulsivo, al igual que su artículo. No sabe la pena que me da el saber que no tiene otra cosa mejor que hacer más que destripar a los artistas, insultarlos, denigrarlos y meterse con ellos. Le recomiendo que invierta su tiempo libre en intentar sacar lo mejor de cada uno, en intentar disfrutar de cada artista lo máximo que le sea posible, en intentar crear una obra que no esté manchada de odio y de enemistad como esta. ¿Quiere ser recordado por esto? Es perfectamente aceptable que no le guste Lady Gaga, lo respeto completamente, lo que no me parece normal es que la descuartice de esa manera.
    Usted verá lo que hace. Allá usted y su conciencia. Pero le aconseje que se tome mi consejo como algo importante.

  2. Morí de la risa y concuerdo con el articulo… a los que no les guste… recuerden que es solo para pasar un rato divertido (ocio)…genial jaja

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s