Crónica | Najwa inundó Razzmatazz de electrónica en la presentación de su nuevo trabajo “Rat Race”

Capture
“Najwa es rara, Javier” 

Con un formato de concierto poco habitual, pero muy adecuado para la cantante y su reciente trabajo Rat Race, Najwa Nimri ofreció el sábado en Razzmatazz, en horario de club, la presentación de su nuevo y electrónico Rat Race (Crítica del disco).

Hablamos de un formato poco habitual porque el concierto comenzó a las tres de la madrugada, en plena sala grande de la sala barcelonesa y con un público en el que se mezclaban seguidores de la navarro-jordana y gente que disfrutaba de un sábado más en Razzmatazz y que no estaba familiarizado con lo que iba a presenciar. En ambos casos, la combinación funcionó.

El sonido electrónico de su nuevo trabajo, unido a la potente puesta en escena de Najwa dieron lugar a un cóctel que convenció al público presente. Una presentación corta, de apenas una hora, en la que la artista repasaba  la mayoría de canciones del álbum, comenzando con una versión extendida y extrema de Pijama que sirvió de introducción a la atmósfera que imperaría durante los siguientes 60 minutos.

Ataviada durante todo el concierto en una peluca rubia, en concordancia con el  nuevo alter ego de Najwa que protagoniza esta nueva etapa,  la cantante demostró que Feed us es una adecuada carta de presentación para Rat Race, ya que es una de las canciones que mejor sonó en directo, coronando como un himno el potente “Feed us, motherfuckers, feed us”, que se repitió  insistentemente durante el resto de la noche.

[ Najwa – “Feed us“]

Gracias también al trabajo de Matías Eisen y Didi Gutman, de Brazilian Girls, el sonido de Rat Race resultó efectivo en su puesta de largo y canciones como What  (“and I know it cause I’m waiting for the storm”), Timeless, o la mismísima Rat Race sonaron mejor en su versión en  directo. Y volvemos a confirmar que Dear God será recordada, probablemente, como la mejor canción de esta era.

Como punto negativo destacaremos la tendencia de Najwa a centrarse únicamente en su nuevo trabajo, relegando todo lo anterior al olvido. Así pasó en la gira Donde rugen los volcanes (***) y en la de El último primate (****), si bien al menos en esta última interpretó Dead for you, nuestra canción favorita de la navarro-jordana.

Lo más anecdótico de la noche fue su conclusión, con un largo y caótico epílogo en el que Najwa, desoyendo los consejos de los miembros de seguridad, subió al escenario a más de 10 personas que bailaron frenéticamente, contagiando el “subidón” al resto de la sala, mientras Najwa intentaba frustrar los numerosos intentos de todos los elegidos de hacerse “selfies” capturando ese momento. Genial metáfora de la actualidad para cerrar un buen concierto: “Don’t live the moment. Tweet it”.

“Remember when I moved you and everything was moving too”

Anuncios

Categorías:AGENDA / CRÓNICASEtiquetas: , , , , , , , , , , ,

1 comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s